Un hombre de 47 años ha muerto tras ser agredido por un rottweiler en su vivienda de Coslada tras sufrir múltiples mordeduras en la cara.

El equipo médico del Summa-112 se desplazó hasta el lugar de los hechos tras recibir la llamada de aviso y sólo pudo confirmar su fallecimiento.

La víctima, que además tenía otros perros guardianes, se hallaba dentro de la vivienda junto con unos familiares cuando se produjo el ataque, en una casa baja de un polígono en la zona de la estación, a la entrada de Coslada.

El aviso al teléfono 112 se produjo a las 14.05 horas del domingo y cuando el equipo médico del Summma llegó al lugar solo pudieron confirmar el fallecimiento del hombre, que presentaba múltiples mordeduras en la cara.

La Policía Nacional y Local investigan lo ocurrido, según la misma fuente.

Más información: Ataque mortal en Coslada: el rottweiler destrozó la cara y la cabeza de su amo en su casa