La Policía Nacional ha detenido a cinco jóvenes que integraban una banda conocida como «los fruitis», que robaron con fuerza en al menos 25 fruterías de Coslada y San Fernando de Henares.

Los arrestados, que acumulan un amplio historial delictivo, podían llegar a asaltar entre tres y cuatro establecimientos en una misma noche, dos de ellos fueron sorprendidos por los agentes cuando forzaban el cierre de seguridad de una de las tiendas, informa la Policía Nacional.

La investigación se inició a mediados de abril al recibir la Comisaría de Coslada-San Fernando numerosas denuncias de propietarios de fruterías que al abrir sus comercios se encontraban con los cierres y verjas de seguridad forzadas y con todo el interior revuelto.

Uno de los propietarios de varios establecimientos llegó a denunciar hasta ocho robos en sus tiendas, tres de ellos cometidos en una misma noche.

La banda, apodada por los vecinos de Coslada y San Fernando como «los fruitis», al ser el objeto de su robo las fruterías de ambas localidades, llegó a actuar entre tres y cuatro veces por noche, lo que había generado una gran alarma social entre los residentes de las zonas.

Los detenidos forzaban la persiana o el cierre de seguridad de los establecimientos, sustraían el dinero del cambio que quedaba en el cajón de la caja registradora y ocasionaban cuantiosos daños en el mobiliario de la tienda y en el género que en ella encontraban, tirándolo al suelo y dejándolo no apto para el consumo.

Los agentes lograron la detención de dos de sus miembros cuando fueron descubiertos forzando los cierres de una de las tiendas, logrando la identificación y posterior detención de los otros tres.

Uno de ellos, con un amplio historial delictivo por delitos contra el patrimonio, fue enviado a prisión quedando el resto en libertad con cargos.